Social Icons

rss feed email

domingo, 8 de noviembre de 2009

Combatientes

No sienten melancolía.
Habitan el futuro rodeados
de ciudad y mensajes enemigos.
Vienen del profundo Sur
descalzo y aparcero.
De una infancia pobre
de cuevas y cuarterías.
Son la gente sin rostro
en calles sin nombre,
hombres y mujeres sin otra forma
que su número anónimo de masa.

A nadie importan sus sueños,
sus miedos, sus dormitorios
donde se acumulan
su soledad y su fatiga.
Con el alba
empaquetan tomates,
limpian habitaciones,
sirven copas,
se balancean en los andamios,
enseñan a los niños,
se alinean en hileras densas.

Se aferran a mi alma.
Me llevan y me traen,
me entran y me sacan,
me empujan y me arrastran,
me exigen y me arrebatan,
me desenvainan y me empuñan
como un martillo de palabras.

Crece la voz. Su voz.
Se verifica lo cierto en lo sonoro,
el tañido terrible del tiempo venidero,
de esta gente que llega
a la autopista de la historia
sin permisos, sin remordimientos,
sin papeles.

Crece su voz en mi garganta:
quisiera callar, pero no puedo.

(De Diario íntimo de una bomba a punto de estallar)

No hay comentarios: