Social Icons

rss feed email

sábado, 22 de febrero de 2014

Lágrimas negras

La llamada "Guardia Civil" es una policía militar creada por la monarquía borbónica para sofocar las protestas campesinas y reprimir a anarquistas, rojos y sindicalistas. Franco la utilizó para exterminar la resistencia antifranquista, a base de asesinatos y torturas. Cuando el poder oligárquico en España se pone contundente, ha echado mano siempre de la guardia "civil", perpetuamente aliada de curas y caciques.

Por eso el gobierno español se resiste a reconocer los asesinatos de al menos 15 muchachos en la plaza colonial de Ceuta. Y por eso ni la Iglesia española ni el papa argentino han protestado por ellos. Ni tan siquiera han sido capaces de derramar una mísera lágrima, aunque sea de cocodrilo.

Eran negros, claro. Y negros pobres, lo peor de lo peor. Todavía en la mentalidad imperialista española los negros son seres inferiores, que no llegan a la categoría de humanos. De hecho, para esa España racista, casposa y fascista, todos los africanos somos seres inferiores. Nada por la que un obispo o un "español de bien" tenga que preocuparse. Alambradas con cuchillas, disparos, "leña al mono". Que no invadan la sacrosanta España, en cuyos dominios no se ponía el sol. Uniformidad blanca y católica, que para eso el Opus Dei tiene mayoría absoluta, como Dios manda.

Mis hermanos y hermanas mueren en las fronteras, en los medievales Centros de Internamiento, en el hambre y en la miseria. No basta sólo con llorar: su sangre debe latir en nuestras venas y hacer palpitar nuestros corazones, hasta que sus asesinos paguen por sus crímenes. Hasta que toda esta basura meapilas y sangrienta sea barrida por la Historia.

No hay comentarios: